Mujeres que duermen tarde, son desordenadas y dicen groserías son más inteligentes

Existen dos tipos de mujeres, las que van a la cama temprano y las que hacemos mil cosas antes de hacerlo que terminamos durmiendo hasta muy tarde.

Todo, absolutamente todo se nos suele cruzar en el camino e incluso lo más mínimo suele ser distracción y por más que intentemos o digamos al siguiente día: ¨hoy si me duermo temprano¨, ya sabemos que a altas horas de la madrugada continuaremos con los ojos abiertos.

720x406

Y, ¿qué hay de aquellas que simple y sencillamente no suelen llevarse bien con la organización? Tampoco pensamos que el desorden sea sinónimo de suciedad, claro, hay niveles de desorden, vaya que algunas personas abusan pero esos desordenes en los que curiosamente sueles encontrar todo, creo que no daña a nadie, mucho menos si es tu espacio.

Y por último, las groserías… al menos yo amo a las personas que hablan sin tanto tapujo y que cuando se trata de despotricar no se miden, aunque a decir verdad considero que son palabras que tienen su tiempo y espacio, no se puede emplear el mismo vocabulario en todas partes o imagínate que en tu trabajo hables con tantas flores frente a tu jefe, si existe confianza posiblemente no diga nada pero si no ¡agárrate!

En fin, esta gran noticia es para aquellas que aman dormir hasta tarde, que son desordenadas y que además, son groseras, pues diversos estudios (si, si, otro más) reveló que aquellas que poseen dichas características suelen ser más inteligentes que las demás (que comiencen las críticas de las que no poseen ninguna).

Las mujeres inteligentes se diferencian del resto de muchas maneras; hábitos que tiene, forma de hablar, actuar, etcétera.

Un estudio realizado en Estados Unidos por la Universidad de California en 2014 dio como resultado que aquellos que poseen un IQ superior al de la mayoría, es precisamente porque duermen hasta tarde.

Por otro lado, en otra ocasión expertos pidieron a los voluntarios que dijeran todas las groserías posibles, dando como resultado que a aquellos que no se les dificultó, poseían un coeficiente intelectual más alto que los demás. Incluso la habilidad para hablar frente a un grupo quedó al descubierto en aquellos más groseros, mientras que a los demás les costó más trabajo.

Las personas inteligentes poseen un vocabulario amplio y correcto pero, cuando lo deseen también tienen un repertorio de groserías.

Para finalizar, la Universidad de Minnesota llevó a cabo un estudio sobre los desordenados, dando como resultado que aquellos que lo son es porque tienen su cerebro ocupado en cosas más valiosas e importantes, así mismo, se destaca que estar en un ambiente desordenado ayuda a ser más creativo, tener mayor imaginación y que las ideas acerca de algo fluyan.

Así que, si posees estas características ¡felicidades! Eres una persona inteligente, o al menos, estos estudios son el pretexto perfecto para no dejar de ser quien eres.

COMPARTE con aquellos que poseen estas características. 🙂

COMPARTIR EN:
NO TE MARCHES SIN SEGUIRNOS, PRESIONA “ME GUSTA”